Redes sociales
 
COMPROMISO CENUR I SERVICIOS DE NUTRICIÓN I CONSEJOS I CÓMO TE AYUDAMOSIRECETASICONSÚLTANOS
Facebook Youtube Twitter
Consejos
linea
 
CONSEJOS PARA SOBREVIVIR A LAS NAVIDADES
Miercoles 20 de Diciembre 2017
CONSEJOS PARA SOBREVIVIR A LAS NAVIDADES
No te hagas líos, los días especiales en Navidad son cinco ( y no más): cena de Nochebuena, comida de Navidad, cena de Nochevieja, comida de Año Nuevo y Roscón de Reyes.

No te excuses en que "es Navidad" para empezar a comer turrón desde octubre. Fuera de estas fechas, sigue con tu alimentación normal. - DE PRIMERO VERDURA a base de ensaladas , salteados….. - ENTRANTES LIGEROS: antes de servir los platos fuertes. Como por ejemplo marisco hervido o a la plancha. Embutidos poco grasos e ibéricos (ya que la composición de la grasa es mejor) como jamón dulce, pavo, jamón y lomo ibérico, patés vegetales y quesos de menos del 20% de materia grasa. El paté y los embutidos grasos no son recomendables (chorizo, salchichón…) ya que contienen demasiada grasa saturada y colesterol. - PLATO PRINCIPAL. Mejor pescado o carne blanca que carne roja. Por ejemplo pescado o pollo/pavo al horno. - DE BEBER: AGUA: Los refrescos contienen demasiado azúcar y mucha cantidad de fósforo (mineral que compite con el calcio y provoca descalcificación ósea) además de provocar hinchazón debido al gas, por tanto, es mejor evitarlos, tanto niños como adultos. No debemos descuidar nuestra ingesta de agua los días de fiesta. Además, nos ayudará a distinguir entre el "falso hambre" que a veces se debe a que estamos deshidratados, y la sed. Bebe durante las comidas y entre ellas, como harías en un día normal. - OJO CON LAS CANTIDADES. cocinar sólo la cantidad que se va a comer el día de la celebración, evitando que estas preparaciones sigan presentes en tu mesa durante los días o semanas siguientes. Si la cena va a ser “Platos al centro” es buena idea poner lo que vayas a comer en tu plato y limitarte a eso: de esta forma, evitarás comer de más o de menos. Elige alimentos variados y saludables. - COMPENSAR LOS EXCESOS: Es decir, si vamos a hacer una cena copiosa deberíamos hacer una comida ligera y lo mismo con la cena cuando tengamos la comida festiva. - COME DESPACIO, con tranquilidad y masticando bien los alimentos - NO TE SALTES COMIDAS. - MALAS COSTUMBRES: “En épocas navideñas me como un trocito de turrón cada día después de comer”, ¡cuidado! , porque pasará la Navidad y vuestro cuerpo os pedirá dulce después de comer, provocando alteraciones en nuestra dieta y ansiedad si no se come. - DEJA DE COMER CUANDO SIENTAS QUE YA NO TE APETECE MAS. Nuestras madres y abuelas aprovechan los días de fiesta para "atacar" con su "¿ya no comes más? Toma otro trozo, que estás muy delgado". Ante esto, tranquilidad y buena educación: un sencillo "no, gracias, estoy bien" suele funcionar. No te sientas obligado a comer más (o peor) de lo que deberías por la presión de la familia: cuando sientas que estás satisfecho, para. - SELECIONA. Elige los platos que más te gusten y descarta el resto. - COLABORA. Ayuda en la cocina y aporta ideas de recetas sanas y saludables. - DE POSTRE FRUTA: antes del dulce siempre algo de fruta. Podemos preparar macedonia, fruta con miel o chocolate, naranja con canela… La piña y la papaya son frutas bajas en azúcar y con efecto diurético que te pueden ser de gran ayuda para esas digestiones pesadas. - DULCES CASEROS. Una opción estupenda es hacer nosotros mismos los dulces navideños, de esta manera podemos controlar la cantidad de azúcar y la calidad de la grasa que pongamos. Si compramos turrones, barquillos y polvorones….. Es necesario planificar bien la compra. Hay que comerlos “cuando toca” y con moderación evitando tener restos en casa durante todo enero. - SOBREMESA. Las eternas sobremesas, con las bandejas de turrones, polvorones, mazapanes, …. son el mayor problema de las comidas navideñas. Es difícil resistirse a tanta tentación. Comer lentamente, saborear cada bocado, no dejarse llevar por la gula y saber decir basta ayudarán a luchar contra la tentación. Además, podemos retirar los dulces para seguir charlando tranquilamente o salir a dar un paseo para digerir mejor la comida. - REALIZA ACTIVIDAD FÍSICA. Siempre debemos realizar actividad física para mantenernos en forma. Si, además, incrementamos la ingesta de calorías, lo último que cabría hacer es disminuir nuestro nivel de ejercicio. Si habitualmente realizamos deporte, durante las Navidades es aconsejable que busquemos el tiempo para seguirlo haciendo. Y si, por el contrario, somos de los que no solemos realizar actividad durante el año, sería buena idea no dejar el ejercicio para los propósitos de Año Nuevo, sino empezar tan pronto como sea posible para contrarrestar el consumo extra de calorías que nos aportarán estos días. - DISFRUTA DE ESTOS DÍAS, DE LA COMIDA Y DE LA COMPAÑÍA. Que saltarte la dieta no sea el causante de un mal ambiente o de que estés de mal humor durante las celebraciones. Disfruta de los alimentos y aprovecha para pasar tiempo con familia y amigos. CENUR TE DESEA FELIZ NAVIDAD Y PROSPERO 2018!!!!
 
linea
bottom
 
Trabaja con nosotros Aviso legal Consultanos Facebook Youtube Twitter